Suele ser difícil acertar a la hora de organizar un cumpleaños, casi siempre se trata de poner de acuerdo a muchas personas, con gustos muy diversos; siempre está el típico amigo que quiere ir a saltar en paracaídas y el amigo que solo con subirse a un taburete tiene vértigo; por ello hoy os voy a contar una experiencia que tuve en un escape room sevillano, donde lo pasamos genial y nos trataron de maravilla.

Esta en boga organizar cumpleaños totalmente originales, pero claro, es difícil planear una actividad que guste a todos; pero mi experiencia personal en este escape room fue totalmente recomendable, se llama Sam & Cooper y está en mi querida Sevilla.

Este escape room tiene como temática el mundo de los detectives privados, en la escena que tienen se trata de resolver el asesinato de un capo de la mafia asesinado supuestamente por un cocinero; para ello tienes que infiltrarte en el restaurante donde ocurrió todo, sin que te pillen, y desentrañar el misterio como un buen detective.

Una idea original y muy divertida; cuando fui con los amigos me lo pasé genial. Tienen varios niveles de dificultad, con lo que pueden ir tanto novatos como expertos en esto de los escapes. El precio está muy bien y el personal es muy agradable, nos trataron super bien la verdad. Es muy recomendable este sitio, por su buena ubicación, calidad en el trato y en el servicio; es de los mejores escape room en los que he estado.

En cuanto al juego, tienes que ir superando diferentes pruebas hasta conseguir resolver el crimen y salir sin que te pillen los implicados; la verdad es que está muy bien, ya que no sólo tienes que usar la lógica, sino que también el pensamiento lateral. Las pruebas están muy trabajadas y tienes que estrujarte un poco los sesos para llegar al final.

No todo lo que ves es lo que parece, y no todo tiene la misma lógica, a veces la solución está ante tus ojos y no eres capaz de verla; hay pruebas muy divertidas y hay pruebas donde la adrenalina sube, una buena mezcla. Tensión, enigma, misterio, todo ello aderezado con una ambientación muy trabajada que te meterá de lleno en la piel de un detective, está todo muy bien hilado para la experiencia sea completa.

Y si estás pensando que estar una hora encerrado, resolviendo acertijos, puede sonar pesado y aburrido, estás muy equivocado; pese a durar una hora, el juego se pasa muy rápido y es que el tiempo vuela cuando lo disfrutas, no se hace para nada pesado. Y si te quedas atascado en alguna prueba, siempre tienes la opción de solicitar una pista; no es cuestión de quedarte encerrado para siempre.

La vez que fuimos estaban trabajando en una nueva sala con una temática diferente, siempre dentro del mundo del espionaje, una segunda misión diferente por así decirlo. Va a estar guay cuando la abran al público, si lo hacen como la primera el éxito está asegurado.

Lo dicho, si buscáis una idea fuera de lo convencional para celebrar un cumpleaños entre amigos, este escape room sevillano, Sam & Cooper, es muy recomendable, está en en todo el centro de Sevilla y es fácil de llegar; recomiendo la experiencia, y como comenté anteriormente al tener varios niveles de dificultad, cualquiera puede ir, no importa la edad ni el nivel de frikismo.

Como dije al principio, es difícil idear un plan que guste a todos, pero con este plan se acierta siempre; es divertido y tiene un precio asequible para todos los bolsillos.

Artículo de Gema Jiménez.

¿Quieres contar tu experiencia en Sam & Cooper Escape Room? Envíanos tu artículo a hola @ s-c.es